Durante la Asamblea Eclesial de América Latina y El Caribe, realizada en noviembre de 2021, los asambleístas propusieron que entre los desafíos que tenemos como Iglesia está la Conversión Ecológica, el cuidado de la madre naturaleza y el apoyo a los pueblos y comunidades ancestrales.

Las comunidades afectadas por la minería hicieron llegar sus gritos de esperanza y reclamaron una mayor solidaridad en la defensa de sus territorios y sus derechos. Indicaron también que las grandes empresas mineras tienen una estrategia para neutralizar y ganar a su favor a las jerarquías eclesiales. Estrategia que va desde brindar apoyos económicos hasta convencerlos que estas empresas sólo buscan el desarrollo de los pueblos, el cuidado del medio ambiente y la superación de la pobreza.

Luego de un minucioso trabajo de investigación, el hermano franciscano Fray Rodrigo Péret, nos entrega un informe detallado sobre estas estrategias de las empresas mineras para cooptar a las jerarquías de nuestras iglesias.

Según el estudio realizado por Rodrigo Péret, los esfuerzos de las grandes compañías mineras, para cooptar a las iglesias, se remontan a 2013: «ha habido un claro movimiento de empresas transnacionales del sector minero hacia las cúpulas de varias iglesias. El método ha sido establecer una relación entre las empresas mineras y las iglesias a través de lo que llaman «diálogo» con las iglesias. Para este «diálogo», inicialmente, las grandes corporaciones transnacionales del sector minero solicitaron reuniones denominadas «Jornadas de Reflexión» a las iglesias católica, anglicana y metodista». Buscando luego acuerdos, pactos, servicios y acciones conjuntas.

Una investigación detallada, que los líderes religiosos deben conocer, estudiar y dar seguimiento. Su comprensión facilitará su trabajo pastoral con las comunidades afectadas por la minería.

Rodrigo de Castro Amédée Péret, ofm es fraile franciscano, graduado en Ingeniería Civil, trabaja directamente con temas de conflictos territoriales, desde hace 37 años, en la Comisión Pastoral de la Tierra (CPT). Es asesor de la Comisión Especial de Ecología Integral y Minería, de la Conferencia Nacional de Obispos de Brasil; miembro del Comité Ejecutivo del Servicio Interfranciscano de Justicia, Paz y Ecología (SINFRAJUPE), de la Conferencia de la Familia Franciscana de Brasil (CFFB); miembro del equipo impulsor de la Red de Iglesias y Minería y de la coordinación de la Red de Diálogo de los Pueblos – América Latina / África.

Conoce la “estrategia para capturar las iglesias por parte del sector minero”:

Tomado de: Iglesiaymineria.org