En el marco de los análisis de coyuntura que organiza la Red de Centros Sociales de la CPAL, el pasado 21 de abril, desde la Red Jesuita con Migrantes, compartimos una perspectiva latinoamericana con algunas de las principales tendencias que identificamos en la región. El análisis de contexto que, de manera constante realizan numerosos actores de la RJM y aliados/as, sirvió de base para la conversación propuesta.

Javier Cortegoso Lobato, coordinador de la RJM LAC, subrayó 7 titulares en los que quería englobar esta mirada amplia que abordaron temas como la Migración Creciente; Causas y Causantes: las violencias que provocan la huída; Políticas migratorias como Políticas de Muerte; Desmantelamiento del Sistema de Asilo; las pérdidas de oportunidad de crecer juntos en auténticos espacios de integración; etc.

En el cierre de la exposición de ofreció sintéticamente las características latinoamericanas y caribeñas de la situación de la migración forzada:

  • Que estamos en un contexto migratorio de constantes cambios,

  • Que los flujos se han globalizado, tanto intra-regionalmente como con mayor presencia de flujos extracontinentales;

  • Que el incremento del flujo migratorio se da al menos en tres términos: volumen, diversidad y multidireccionalidad de los flujos;

  • Que la multicausalidad que los provoca dificulta tanto su acompañamiento como su categorización;

  • Que se han generado mayores procesos de segundas y terceras migraciones consecuencia de las mismas causas, del rechazo social o del empeoramiento de las condiciones para la integración;

  • Que se han impuesto políticas migratorias restrictivas que se fundamentan en la contención, la detención, la militarización y la deportación y que la cooperación entre los estados está enfocada a fortalecer dichas políticas y prácticas restrictivas;

  • Que a pesar del aumento de los causales para la protección internacional y el derecho de asilo, vemos un retroceso y un colapso en los sistemas y el reconocimiento de la categoría de refugio;

  • Que proliferan los destinos no deseados y los espacios tapón, podemos afirmar que existen migrantes doblemente forzados, forzados a huir y forzados a residir en un lugar no deseado;

  • Que el crimen organizado fortalece su control migratorio como un negocio tremendamente lucrativo, y que esto requiere o de la no acción (en el mejor de los casos) o de la complicidad de actores públicos;

  • Que existe una gestión pésima de la convivencia, alimentando desde los poderes públicos y mediáticos un clima social de estigmatización y criminalización del migrante que en base a información falsa genera respuestas xenófobas;

  • Que es devastador el aumento de la vulnerabilidad y del riesgo;

  • Que hay nuevas tendencias que en algún momento crecerán exponencialmente, como por ejemplo el refugio climático….

Puedes acceder al texto-guión de la intervención aquí.

Acá puedes ver la grabación del conversatorio: